sábado, enero 27, 2007

Otra vez, como la primera vez...

[ARCHIVO]
Otra vez nos reunimos como ya es costumbre, rodeados de un bullicio cómplice al que juntos hemos sobornado para que se disfrace de calma, no nos hace falta más que el anonimato sin importar que lo brinde, aunque todavía no sé la razón.

Iniciamos muy lentamente, como si tratáramos de imitar la forma en que sucedió la primera vez…

Invadido por la curiosidad y el deseo que tenía de ti planeé todo con detalle y moví cada ficha guardando mis intenciones en un profundo secreto, creo que fui lo más manipulador que pude ser, cualidad o defecto que he ido perdiendo con el tiempo tal vez porque dejé que me conocieras demasiado, hasta que con una paciencia que ahora ignoro, te conseguí.

Esa noche pude jurar que te engañaba aún cuando por instantes también temía perder el control, estaba cansado pero te quería tanto que no me costó mantenerme despierto, jugué contigo, te conté algunas cosas, te hable muy suave como para acostumbrarte a mi, dejé que mis fantasías mandaran, logré estirar el tiempo lo suficiente para creer que te veías tan indefenso como supone la mayoría, hasta ahí llegaban mis planes.

Ahora si no tenía nada en mente, y confieso que a veces me arrepiento por no haber planeado algo para ese instante, estabas en mis manos y no podría decir quien se veía más inocente, disfrute demasiado sentirte como te sentía, estábamos peligrosamente cerca y cuando por fin llegaste a mi boca fue una emoción incalculable, extraña, te sentí bajar lentamente estando aún completamente tenso al tiempo que imaginaba permitirte dentro de mí, sin duda esto era distinto a todo lo que había vivido antes.

Las siguientes oportunidades en que estuvimos a solas empezaron sin tanto sigilo pero con la misma calma, te seguías viendo inofensivo, transparente, pero yo ya sabía que terminaría rendido en la cama y lo seguí disfrutando. Así fue como me envicié al alcohol, me sedujo lo admito y yo que creía manejarlo. Ahora comprendo que “El Peligro Está Justo Al Lado De La Seguridad”.

Red, red wine, stay close to me
Don't let me be alone…

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Mauricio no tengo hoy el aire de escritor.... voy a colocar un fracmento de un libro... acomodelo como quiera a su escrito...
El sufrimiento es uno. Se habla del sufrimeinto como se habla de placer, pero se habla de ellos cuando ya nos dominan. Cada vez entran en nosotros, nos sorprenden como una nueva sensacion y tenemos que reconocer que los habiamos olvidado. Son diferentes pporque nosotros tambien lo somos: les entregamos cada vez un alma y un cuerpo mortificados por la vida. y sin embargo, el sufrimeinto no es mas que uno

Mauricio dijo...

Bueno Anónimo gracias por el comentario y creo que eso me recuerda algo que no sé como decir... solo me llego el título de esta canción a la cabeza y creo que lo dice bastante bien así que acá la dejo:

"Tonight we drink to youth
And holding fast to truth
I don’t want to lose what I had as a boy
My heart still has a beat
But love is now a feat
As common as a cold day in LA
Sometimes when I’m alone, I wonder
Is it a spell that I am under
Keeping me from seeing the real thing?
Love hurts…
But sometimes it’s a good hurt"

Anónimo dijo...

Estas son las circunstancias en que un hombre adolorido se bebe un rio de aguardiente por un cariño perdido

Paola dijo...

TE LO DIGO HOY Y TE LO DIRE SIEMPRE.... ME ESTOY ENAMORANDO DE TI....

Mauricio dijo...

n_n! Gracias por ser tan linda con alguien a quien conoces tan poquito...